ENEL-CODENSA MODERNIZA SUS REDES ELÉCTRICAS PARA PROTEGER A LA FAUNA SILVESTRE

ENEL-CODENSA MODERNIZA SUS REDES ELÉCTRICAS PARA PROTEGER A LA FAUNA SILVESTRE

Enel-Codensa, mediante su programa Enel Biodiversa, adelanta una intervención en sus redes eléctricas para mitigar los riesgos que representan para la fauna silvestre y trabaja para garantizar su protección mediante acciones de rescate, rehabilitación y liberación. Para hacerlo, ha desarrollado protocolos y alianzas estratégicas que brindan asistencia técnica frente a los hallazgos de animales, así como la implementación de mecanismos o dispositivos que tienen como objetivo la protección de los mismos.

El director de Enel en Colombia, Lucio Rubio Díaz, explicó que “la sostenibilidad es uno de nuestros pilares estratégicos y está presente de forma transversal en toda nuestra cadena de valor. Esto abarca la prestación de un servicio seguro para todos, incluyendo los ecosistemas y las especies que habitan en ellos. A través de Enel Biodiversa promovemos un modelo de preservación de fauna y especies silvestres innovador en el sector, ya que en nuestras redes eléctricas incorporamos desviadores de vuelo y sistemas aislantes termorresistentes para la protección de mamíferos, aves y reptiles, generando así una reducción de riesgos para el entorno”.

De hecho, el año pasado se instalaron sobre las líneas de Alta Tensión 320 desviadores de vuelo, los cuales buscan evitar que las aves choquen con los cables. En los casos de las redes de Media y Baja Tensión, se reemplazaron 48 transformadores convencionales por transformadores acodados con aceite vegetal, además de sustituir 9,4 kilómetros de cable desnudo por forrado o encorchetado.

Adicionalmente, se instauraron elementos aislantes como capuchones en bujes y áreas expuestas, así como termoencogibles en barras, tubos, cables y conectores, entre otros, logrando que el 100% de los transformadores de Alta Tensión posean este tipo de protecciones.

Cabe destacar que el protocolo desarrollado por Enel-Codensa también permite reconocer las especies en el área de influencia, documentar la información sobre los hallazgos de fauna silvestre y crear una red de apoyo para su rescate. En ese sentido, se realizó un acuerdo de colaboración con el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) y el Zoológico Santacruz, quienes aportan conocimiento y asistencia durante las actividades operativas de la Compañía.

A la fecha, se han llevado a cabo 27 rescates, gracias a un trabajo permanente, la asignación de recursos y un proceso constante de formación y sensibilización. Por ejemplo, en el 2020 se realizaron cinco talleres que convocaron a cerca de 560 empleados y contratistas de Enel-Codensa para capacitarlos en el manejo de las especias y los procedimientos correspondientes.

Finalmente, es importante reconocer que la Compañía ha realizado de manera voluntaria la siembra y conservación de más de 79.000 árboles desde el 2007, como iniciativa de conservación para el hábitat de la fauna en su área de influencia.

“El Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) número 13: Acción por el clima, se ubica en el centro de nuestra estrategia corporativa y del Plan de Sostenibilidad 2021-2022. Con Enel Biodiversa no solo contribuimos a su consecución; también le aportamos al ODS 15: Vida de ecosistemas terrestres. Nuestro compromiso es y seguirá siendo con las personas, el entorno y la Agenda 2030 de las Naciones Unidas”, puntualizó Rubio Díaz.