ENEL-CODENSA EJECUTA PLAN DE MODERNIZACIÓN PARA OPTIMIZAR EL SERVICIO EN LA LOCALIDAD DE KENNEDY

ENEL-CODENSA EJECUTA PLAN DE MODERNIZACIÓN PARA OPTIMIZAR EL SERVICIO EN LA LOCALIDAD DE KENNEDY

Con una inversión que supera los $7000 millones, Enel-Codensa viene ejecutando un robusto plan de modernización sobre la infraestructura de distribución de energía en la localidad de Kennedy, en Bogotá, que beneficia a más 120.000 clientes, de 400 barrios.

El propósito de la Compañía es ofrecer mayor confiabilidad y calidad en el servicio, ampliar la capacidad de la red para suplir la creciente demanda, disminuir las fallas y suspensiones del servicio, mejorar los tiempos de restablecimiento en caso de emergencias, y reemplazar las estructuras físicas que se deben modernizar.

De acuerdo con el Subgerente de Operación y Mantenimiento de Enel-Codensa, Francisco Messen, “la intervención que se adelanta en la localidad de Kennedy da cuenta del compromiso y trabajo de la Compañía en la modernización, ampliación y mantenimiento de la infraestructura eléctrica en las diferentes zonas de la ciudad”.

Los trabajos que se han ejecutado en la localidad de Kennedy incluyen la reposición y repotenciación de la red aérea de baja y media tensión; cambio de transformadores, redistribución de cargas, y reubicación de equipos en caso de incumplimiento de distancias de seguridad; remplazo de estructuras deterioradas; cambio de red de media tensión desnuda por aislada para evitar afectación por árboles o por terceros con cercanía a las fachadas; construcción de suplencias; e instalación de un nuevo circuito de media tensión para balanceo de cargas.

El plan de modernización, que ha intervenido un total de 180 kilómetros de red, ha sido realizado por 10 cuadrillas conformadas por 60 personas, entre ingenieros eléctricos, civiles, forestales, además de operarios, quienes se han sometido a un estricto protocolo de bioseguridad, en el marco de la pandemia por el COVID-19.

“El proceso de desinfección a los vehículos diariamente, cambio de elementos de protección (guantes de látex, tapabocas, jabón líquido, agua, gel antibacterial y alcohol) y lavado frecuente de manos, medición de temperatura en la sede, para poder desplazarse a los puntos de trabajo fueron algunas de las medidas que adoptaron durante la ejecución de las obras, además de la intensificación de trabajos en horario nocturno, con el fin de no afectar el servicio de energía durante el día en esta localidad”, concluyó Francisco Messen.

MJM