“CHARGING AS A SERVICE”, LA APUESTA DE ENEL X PARA RENTABILIZAR LA MOVILIDAD ELÉCTRICA EN EL SECTOR EMPRESARIAL

Enel X, línea de negocio de Enel-Codensa, lanzó un nuevo servicio con el que busca eliminar una de las grandes barreras a las que se enfrentan las empresas que desean incursionar en la movilidad eléctrica: los costos asociados a la construcción e instalación de los puntos de recarga. Se trata de Charging as a Service, un modelo de negocio con el que las organizaciones pagan por el servicio de recarga para la operación de su flota de vehículos eléctricos (VE), sin la necesidad de hacer gastos en Capex.

De esta forma, únicamente deben asumir los costos de la Unidad de Recarga Vehicular (UVR), es decir, los kilovatios-hora consumidos mensualmente para cargar los vehículos cero emisiones, más el IVA del 19% asociado a la misma actividad. Desde Enel X estamos comprometidos con la masificación de la movilidad eléctrica en Colombia y el sector empresarial juega un rol indispensable en esta misión. El modelo de Charging as a Service es el mismo que implementamos con TransMilenio para el proyecto de los patios eléctricos del Sistema Integrado de Transporte Público (SITP), pero adaptado a una pequeña y mediana escala para los clientes B2B y B2G. Con estas soluciones innovadoras esperamos derrumbar las barreras de la Transición Energética para que todos puedan sumarse al desarrollo sostenible de las ciudades, aseguró Carlos Mario Restrepo, responsable de Enel X Colombia.

Además de la selección e instalación de los cargadores para cualquier tipo de vehículos eléctricos (autos, vanes, camiones, camionetas y buses), Enel X se encarga de todo el proceso requerido para su funcionamiento; desde las adecuaciones de las redes eléctricas, hasta la provisión de energía y la consecución del espacio físico en donde estarán ubicados los puntos de recarga. De igual forma, puede gestionar el servicio de seguridad y mantenimiento de la estación, así como cualquier solicitud de software y hardware para la gestión de la recarga.

Con la experiencia del Grupo Enel como uno de los líderes mundiales en movilidad eléctrica buscamos ofrecerles a nuestros clientes un servicio personalizado 360 que se adapte a las necesidades de su negocio. De esta forma, les brindamos un acompañamiento durante todo el proceso, convirtiéndonos en facilitadores de la transformación tecnológica para gestionar su operación de una forma más inteligente, agregó Restrepo.

Finalmente, las empresas podrán tener información de primera mano sobre la carga y el consumo de energía de su flota eléctrica para calcular las emisiones de CO2 evitadas con la misma, un beneficio que se suma al ahorro energético del 43% que proporciona esta tecnología en comparación con el uso de combustibles fósiles.